Historia

Picori® tiene su hogar en Orizaba, hermosa ciudad del estado de Veracruz que vio nacer el amor entre Josefina y Guillermo García, quienes formaron en la familia García, buenos valores y un gran sabor que se ha ido transmitiendo de generación en generación hasta llegar a los terceros descendientes, mismos que al día de hoy mantienen el inigualable sazón familiar.

Nuestra marca se origina en la mezcla de dos palabras, de crear un nombre que le de carácter a su inspiración en el Pico de Orizaba junto con el picor de los chiles con los que están preparadas las salsas, de ahí la idea de formar una sola palabra, una amalgama entre ambos significados, es así que entre varios miembros de la familia surge Picori®.

Elaborando salsas con materia prima de primera calidad, productos traídos desde una chilería cien porciento mexicana, con chiles secos de Chiapas, Sonora y Guerrero, colocando así los sabores de México en nuestros molinos, para traer hasta tu mesa el mejor picor, para degustarlo en compañía de tus familiares y amigos.

Las salsas artesanales Picori® están en manos de Susana García, una excelente cocinera que gracias a la recetas familiares ha logrado conservar la gastronomía que su madre con tanto cariño le enseñó. Cada chile, especia e ingrediente tiene un porqué y eso es lo que caracteriza, destaca y distingue a nuestras preparaciones.

Don Guillermo fue el Jefe de Socorristas de la Cruz Roja de Orizaba y su compromiso social también está presente en Picori®, por ello trabajamos de la mano con diversas asociaciones y fundaciones de la ciudad, para devolverle al campo lo que es del campo, respaldados por las mejores organizaciones de la región.